Un polémico documental producido por independentistas arremete contra los líderes secesionistas: «Puigdemont miente»

A los ideólogos del secesionismo se les abre otro frente que deja en evidencia el «procés». El documental «La mentira» denuncia que «han engañado a 7,5 millones de catalanes»


Redacción

A los ideólogos del secesionismo catalán se les abre un nuevo frente que deja en evidencia a toda la maquinaria del «procés» que trabaja a destajo para desprestigiar las instituciones españolas con el objetivo final de lograr la tan prometida independencia. Se trata del documental La mentira, producido por «independentistas auténticos», que aporta datos y relatos muy incómodos para los secesionistas. El eje central de este polémico documental es que el referendo de secesión de Cataluña fue una farsa absoluta. 

«Los intereses de los partidos son conquistar el poder y mantenerse en él. Esto, en la Cataluña de hoy, exige hacerse pasar por independentista. Sin embargo, entre ideología e intereses de partido, siempre prevalecen los intereses. No quieren la independencia, solo quieren que el pueblo crea que han hecho lo posible para conseguirla y mantener así la clientela electoral. En consecuencia, lo que interesa a todos ellos es un referéndum que pueden manipular y evitar una Declaración Unilateral de Independencia (DUI) por parte del Parlamento», es uno de los contundentes argumentos que expone el trabajo audiovisual que dura una hora y media.

«Es necesario abandonar la zona de confort, abandonar las mentiras cómodas y afrontar las verdades desagradables para invertir la historia», dice el reportaje, que en otro momento señala que «al pueblo catalán se le hace pasar falsamente por actor solo para responsabilizarlo del fracaso final». Paralelamente, denuncia que «la estrategia colonial española es la infiltración, es decir, promover líderes políticos y crear partidos y medios de comunicación en el bando independentista para impedir la independencia».

«La mentira» también arremete contra España, tal y como informa El Confidencial, con múltiples teorías de la conspiración y sosteniendo que «después de 300 años de dominio, España no ha conseguido asimilar a los indomables catalanes. De hecho, ni siquiera ha intentado seducirles de buenas maneras. La actitud de España, desde la ocupación militar de 1714, ha sido un expolio fiscal descomunal, la reiterada represión de la población por su catalanidad, con juicios sumarios y ejecuciones incluidas, el intento de genocidio cultural y lingüístico de la lengua catalana y la ocupación militar estricta».

El documental «La mentira» hace un repaso a la historia de los últimos tres lustros en Cataluña contando las diferentes estrategias de líderes independentistas por alcanzar el poder y llegar a la opinión pública. Asegura que ya el 11 de septiembre del 2012, tras la primera manifestación masiva a favor de la independencia, iba a proclamarse la República catalana. El plan era rodear el Parlamento catalán hasta la declaración de independencia. «La acción estaba preparada con todo detalle. La operación fue abortada en el último minuto por Carme Forcadell en persona», subraya.

EFE

Tras el referendo ilegal del 1-O, insiste el documental en que Puigdemont incumple la Ley del Referéndum al no proclamar la independencia en las 48 horas siguientes. Critica también su intervención en el Parlamento catalán, el famoso día de la proclamación de la república durante ocho segundos. El documental relata que Puigdemont hizo «un discurso lleno de tópicos populistas, falsedades y omisiones y (…) afirma, con un tono solemne, que, en virtud de los resultados del referéndum del 1 de octubre, Cataluña se ha ganado el derecho a ser un nuevo Estado en forma de república (…) Ocho segundos después, decreta dejar la declaración en suspenso, sin plazo y sin votarla en el Parlament».

«Engaño a 7,5 millones de catalanes»

Subraya que «Puigdemont miente asegurando que celebrando un nuevo referéndum da cumplimiento al mandato otorgado por el pueblo de Cataluña en las elecciones plebiscitarias, cuando sabe que este referéndum no estaba previsto en ningún sitio y que el mandato del pueblo de Cataluña era declarar la independencia si se ganaban las plebiscitarias».

El documental termina recordando que los principales acusados por el «procés» confesaron ante el Tribunal Supremo «de manera irrefutable no haber declarado nunca la independencia y no haber tenido nunca la intención de declararla». Concluye: «Esta confesión equivale a haber engañado a 7,5 millones de catalanes. La mentira ha quedado probada».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
9 votos
Comentarios

Un polémico documental producido por independentistas arremete contra los líderes secesionistas: «Puigdemont miente»