La primera Constitución con referéndum

En 1978 fue votada favorablemente en la ciudad de A Coruña por la mayoría


Hace 40 años, el 6 de diciembre de 1978, se votó en referéndum la Constitución hoy vigente en España. El día era histórico. Era la primera vez que se hacía. Ninguna de las anteriores lo había sido: ni la revolucionaria de 1812, ni la progresista de 1837, ni la moderada de 1845, ni la democrática de 1869, ni la conservadora de 1876, ni la democrático republicana de 1931.

Hoy nos parece inasumible, y antidemocrático, pero la mayoría de las constituciones, desde la primera del año 1787 en Estados Unidos y muchas de las que están vigentes actualmente en Europa, no fueron votadas porque bastaba con que fuesen aprobadas por los respectivos Parlamentos que representaban la voluntad nacional. Ese día, la novedad fue asumida como natural y obligada.

La jornada transcurrió con normalidad y lluvia. Así lo resaltaron La Voz de Galicia y El Ideal Gallego. Un día antes ETA había asesinado en San Sebastián a tres policías, en A Coruña continuaba la búsqueda de los dos niños ahogados en la torre de Hércules y el metal estaba en huelga. 

Mítines y pasquines

Los ultras y la extrema derecha clerical hacían campaña en contra de la aprobación, mientras la TVE, única existente, el gobierno de Adolfo Suárez, la mayoría de los partidos con representación parlamentaria y la Xunta preautonómica de Galicia lo hacían por el sí.

En la ciudad hubo conferencias, mítines y pegada de pasquines a favor del sí por la UCD, el PSOE, el PCG (Partido Comunista de Galicia), la ORT (Organización Revolucionaria de Trabajadores) y el PTG (Partido del Trabajo de Galicia).

Abogaron por la abstención el MCG (Movimiento Comunista de Galicia) y en contra la LCR (Liga Comunista Revolucionaria) y el BN-PG (Bloque Nacional Popular Galego, formado por UPG y ANPG).

La Asociación Galega da Muller dio libertad a sus militantes para abstenerse o votar no, porque consideraban que la Constitución no recogía todas las reivindicaciones feministas por las que luchaban.

El tiempo no ayudó nada, hubo chaparrones fuertes durante toda la jornada, pero la gente acudió igualmente a votar. En el ayuntamiento coruñés, sobre un censo electoral de 165.697 posibles votantes mayores de 18 años de edad, ejercieron el voto 104.389, el 63 %, absteniéndose 61.308, el 37 %. De los votos emitidos, votaron sí un total de 92.422 personas (el 88,54 %), no 6.709 (6,43 %), en blanco 3.863 (3,7 %) y fueron declarados nulas 1.395 papeletas (1,33 %). 

Errores del censo

Pocas incidencias hubo, salvo las quejas provocadas por los errores del censo que impidieron a algunos ciudadanos ejercer el voto. El ritmo de asistencia a las mesas fue fluido y solo en algunas se formaron colas en momentos puntuales.

Los recuerdos, y las fotografías de Martínez Sevilla, Artús y foto Blanco, publicadas en la prensa diaria de entonces, nos retrotraen a esos momentos: ancianos, jóvenes, personas anónimas o distinguidas y autoridades votando. 

Pobreza en los locales

Las imágenes muestran una sociedad ilusionada, pero también con carencias y pobreza como se veía en muchos de los locales donde estaban las mesas electorales: bajos y garajes sin condiciones, algunos sin luz, ni calefacción y paredes de ladrillo sin acabar. No importaba, con sus votos querían clausurar la negra historia de la dictadura franquista.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

La primera Constitución con referéndum